ansiedad

estrés

Decía Hans Selye que el causante del desgaste en el cuerpo es la exposición prolongada a la tensión. El estrés al que nos vemos sometidos, se va convirtiendo en una sensación abrumadora de tener tantas cosas pendientes que parece imposible llegar a todo, puede acarrear pequeños despistes al principio hasta llegar a olvidar cosas realmente importantes más adelante.

El estado de alerta al que nos forzamos para intentar atender todas nuestras obligaciones, activa la mente hasta el punto de no permitirnos dormir por la noche. Recuerda que aprendemos por repetición: si permitimos que la situación estresante se alargue en el tiempo sin tomar medidas, en algún momento nos puede acabar pasando factura, en forma de insomnio, tensión muscular, o incluso de una enfermedad grave: este desgaste consume los recursos del cuerpo, y las defensas disminuyen hasta no poder defendernos de la más leve amenaza.
La buena noticia es que todo esto se puede contener y revertir, ¿rápidamente? Depende del tiempo que hayas estado sometida a esta presión, y de la capacidad de tu cuerpo para adaptarse a nuevas formas de funcionar. Te explico cómo:

Acupuntura

Es una técnica que consiste en aplicar agujas del grosor de un cabello para estimular la capacidad del cuerpo de regenerarse. 
Los pacientes tratados para ansiedad coinciden en la facilidad para conciliar el sueño después de la sesión, así como una importante disminución de sensaciones abrumadoras.

alimentación

¿Sabías que algunos alimentos disparan cortisol (hormona del estrés) en tu sangre? Seguro que te cuesta creer que pequeños cambios en la forma de alimentarte puede llevar a grandes cambios en tu estado emocional.

¿Estás dispuest@ a probar? 

meditación

Enseña a tu mente el arte de prestar atención. Esto genera claridad, y cuando podemos ver claramente, somos capaces de establecer prioridades..
Una mente en calma nos hace más creativos, también para encontrar soluciones a conflictos que creíamos insalvables.

Flores de bach

El objetivo de las Flores de Bach es sanar la emoción, partiendo de la base de que ello sanará al individuo. Es una terapia muy útil en niños y en adultos que se hacen cargo de sus propias emociones.

Hay puntos que inciden directamente sobre el sistema nervioso, haciendo que éste se relaje. El efecto es limitado: entre 5 y 10 días, de ahí la importancia de aprender a relajarse por una misma y esforzarse por mantener ese estado.


Integración emocional

Encuentra lo que te preocupa y aprende a aceptarlo. Con este método encontrarás la guía definitiva para orientarte a través de tus propias emociones y descubrir la paz en medio del caos.